Make your own free website on Tripod.com

 

Angina, inflamación aguda de la mucosa que tapiza la parte media de la faringe, situada por detrás de la boca. En sentido amplio, las anginas son una faringitis aguda. Es una enfermedad infecciosa, bacteriana o vírica, de la que se conocen distintas formas que se diferencian por el aspecto que presentan en el reconocimiento la faringe y las amígdalas.

Distintas formas de anginas

Las anginas eritematosas son las más banales. Casi siempre son de origen vírico, a veces bacteriano; en este caso, la bacteria causante suele ser un estreptococo. La faringe presenta un enrojecimiento difuso (anginas eritematosas o rojas), recubierta a veces por zonas con secreciones blancas (anginas eritematopultáceas o blancas). El enfermo se queja de dolor local, sobre todo a la deglución, y signos sistémicos (fiebre, malestar, dolor de cabeza).

Las anginas pseudomembranosas se caracterizan por una capa gris, espesa y adherente. La causa es una mononucleosis infecciosa o una difteria. Es preciso practicar con urgencia un análisis de sangre para diagnosticar la mononucleosis; si el resultado es negativo, se considera que se trata de una difteria, que exige hospitalización y tratamiento específico.

Las anginas ulcerosas se caracterizan por la presencia de una ulceración que agrieta más o menos profundamente la superficie de una amígdala. Una causa posible es la angina de Vincent, de origen bacteriano.

Tratamiento de las anginas

Las anginas exigen tratamiento sintomático local (antisépticos) u oral (antipiréticos). Las de origen bacteriano son sensibles a los antibióticos.

PORTADA